• Estres,  Proteínas,  Salud de la piel,  Vitaminas

    El colágeno

    Ha medida que pasan los años, alrededor de los veinticinco años de edad, nuestro cuerpo va disminuyendo la producción de colágeno en la piel, acelerándose entre los 40 y 50 años. Cuando la producción de colágeno disminuye, la piel retiene menos agua, se hace más delgada y comienza a arrugarse. La falta de colágeno se comienza a notar por el adelgazamiento de la piel, ya que se pierde la capacidad de retener nutrientes y agua presentándose un aumento en el riesgo de desarrollar arrugas, estrías e infecciones. Tener un cutis envidiable no solo es cuestión de edad, hay muchos factores que influyen en un envejecimiento cutáneo: el estres, la polución,…